Descubre

¿Qué son los salares?

El concepto de salar corresponde a depósitos salinos continentales, ubicados en cuencas sin salida al océano (denominadas endorreicas), que están naturalmente sometidas a altas tasas de evaporación y escasas lluvias. Como la evaporación supera a las lluvias, se posibilita la alta concentración salina, la precipitación de minerales y por lo tanto la formación del salar.

Chile cuenta con numerosos salares que contienen altas concentraciones de litio, entre otros recursos minerales de interés. La existencia de salares en nuestro territorio se explica por condiciones geológicas y climáticas. Algunas de estas son:

El clima híper-árido del desierto de Atacama favorece tener altas tasas de evaporación y bajas cantidades de lluvias en la zona, condiciones necesarias para obtener sales desde una solución líquida.

La presencia de cordones montañosos que ayudan a la formación de cuencas cerradas.
La presencia de volcanes en la zona aporta componentes químicos a la cuenca. Estos componentes llegan a la zonas más profundas de la cuenca transportados por fluidos que atraviesan la roca volcánica, y realizan un proceso natural que permite separar estas sustancias y movilizarlas.
Se trata, además, de un volcanismo correspondiente a una era geológica específica: la Cenozoica. Éste aporta componentes químicos que, mediante la separación de una o varias sustancias contenidas en una matriz sólida de rocas volcánicas por circulación de fluidos, son transportados a las zonas más profundas de la cuenca. Este proceso se conoce como lixiviación.

 

Clasificación

Podemos clasificar los salares de distintas maneras, las más comunes son: por su forma, por su posición geográfica, y por su superficie y subsuelo.

Forma

Lagunas salinas:
Cuerpos de agua salina permanentes, en donde toda el área del salar es ocupada por el agua salina.

Salares tipo “playa”:
Conformados por sedimentos salinos finos, muy poco permeables, sobre los cuales existen lagunas que pueden ser de distintas extensiones. Debajo de estos sedimentos, en un rango de los centímetros a los metros, existen napas con salmueras que no se conectan con las aguas superficiales. Estos salares son los más comunes en la zona del Altiplano.

 

Costras de sales:
Corresponden a costras porosas y permeables de sal de roca o yeso, que contienen salmueras en sus intervalos. Se pueden encontrar en la precordillera, por debajo de los 3.500 m de altura.

 

Posición Geográfica

Los salares también pueden clasificarse por su ubicación como pre–andinos y andinos, o como los salares de la costa y del valle central y los salares de la Cordillera de los Andes.

Superficie y subsuelo

Se plantean dos modelos de salares en base a características de superficie y subsuelo, estos corresponden a salares maduros e inmaduros. Los salares inmaduros se caracterizan por tener condiciones de humedad más altas y se ubican en zonas más elevadas, mientras que los salares maduros tienden a ubicarse en zonas más secas y se caracterizan por tener regímenes de baja humedad.

 

¿Qué minerales encontramos en los salares de Chile?

Además de litio, se encuentran otros minerales relevantes, como sodio, potasio, magnesio y boro, que también se pueden extraer de los salares. La potasa, que incluye varias sales de potasio solubles, junto con el litio son los principales productos que se obtienen en la actualidad en nuestro país.

Desde el año 2013, el Servicio Nacional de Geología y Minería (SERNAGEOMIN) ha estudiado 18 salares pre-andinos y andinos, respecto de su potencial para constituirse en fuentes de litio, y de otros minerales de interés.

 

¡Te invitamos a navegar por el mapa y descubrir
los salares de Chile!